Uribe insiste en Washington

Por Lourdes Heredia

El presidente de Colombia, Alvaro Uribe, llegó a Estados Unidos para promover el Tratado de Libre Comercio (TLC) que ya fue firmado entre ambos países, pero que no puede ser implementado porque el Congreso no le ha dado el visto bueno.

“Esperamos tener en cualquier momento la aprobación de nuestro TLC en Estados Unidos”, sostuvo Uribe el viernes, en Washington, donde dio una plática en un centro de estudios de tendencia conservadora, el Instituto Brookings.

Según el mandatario, el acuerdo beneficiará a ambos países y ayudará a Colombia a combatir las actividades ilícitas como el narcotráfico.

Este tipo de argumentos, sin embargo, poco le han servido para ganar la aprobación del Congreso, pese al apoyo incondicional del presidente George W. Bush, quien lo recibirá el sábado en la Casa Blanca.

Uribe no irá al Capitolio

Uribe, sin embargo, no se reúne con los congresistas, quienes son los que tienen la última palabra.

Los legisladores en contra aseguran que el libre comercio “robó empleos a los estadounidenses”.

En un mal momento económico para el país y en medio de una campaña electoral muy reñida, es difícil que el Congreso cambie de parecer, por más visitas que haga el presidente colombiano.

“En momentos de crisis económica y en medio de una campaña electoral, las prioridades son otras”, explicó a BBC Mundo Michael Shifter, vicepresidente del grupo de estudios Diálogo Interamericano.

Pese a todo, el ex embajador de los Estados Unidos en Bolivia, Philip Goldberg, quien fue declarada persona “non grata” la semana pasada por el presidente boliviano Evo Morales, señaló que los recientes cambios en la región deberían ser tomados en cuenta por el Congreso.

“Este es un acuerdo importante, una señal a uno de los aliados más importante de EE.UU en la región. Es una decisión del Congreso, pero los legisladores están tomando en cuenta y evaluando la situación”, señaló el ex embajador.

Stephen Donehoo experto en América Latina en McLarty Associates, una consultoría en Washington, está de acuerdo con esta percepción.

El contexto suramericano

“El hecho que Bolivia y Venezuela hayan expulsado los embajadores estadounidenses es algo grave y los legisladores lo tomarán en cuenta”, señaló el experto a la BBC.

Los tiempos, sin embargo, no ayudan a Uribe. Según los analistas hay una ventana para que el Congreso analice el tratado después de las elecciones del 4 de noviembre y antes que asuma el nuevo gobierno.

Una vez que haya un nuevo presidente en la Casa Blanca, el futuro dependerá de quién sea el elegido. John McCain, quien viajó a Colombia el primero de julio para reunirse con Uribe, apoya los tratados de libre comercio. El demócrata Barack Obama, sin embargo, se opone a ellos.

Uribe sostuvo una charla con el senador de Illinois el jueves, pero pocos detalles trascendieron.

“Yo entiendo que en este momento el debate político está muy caliente en EE.UU. (por las venideras elecciones), y sería una enorme imprudencia de mi parte hablar de eso”, enfatizó.

La tarde del viernes, el presidente colombiano la dedicó a una reunión con los tres estadounidenses que fueron rescatados en un operativo del ejército colombiano el pasado 2 de julio, luego de cinco años de cautiverio en manos de las FARC, las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia.

Tras su visita en Washington, Uribe partirá para Nueva York, en donde participará en la Asamblea General de las Naciones Unidas.

Otros muchos presidentes latinoamericanos viajarán para este encuentro, sin embargo, sólo Uribe y el presidente de Panamá, Martín Torrijos, se acercaron a la Casa Blanca para reunirse con Bush.

La gran pregunta es si el acercamiento con el presidente estadounidense ayudará a conseguir el TLC o si de lo contrario será contraproducente.

Fuente BBC Mundo

Entrevista a Ingrid Betancourt después de su liberación

La ex rehén de la guerrilla colombiana de las FARC Ingrid Betancourt afirmó que “Colombia está aislada en la región” y acusó al presidente Álvaro Uribe de falta de “serenidad” en varios temas, incluido el escándalo de la “parapolítica”.

Durante una entrevista exclusiva con BBC Mundo en el centro de París a menos de una semana de su liberación, Betancourt evaluó la posibilidad de ser candidata presidencial de Colombia, apoyó el polémico ataque militar colombiano a un campamento de las FARC en Ecuador en marzo y reprochó actitudes del presidente venezolano, Hugo Chávez.

Lo que siguen son extractos del diálogo que Betancourt, de 46 años, mantuvo con BBC Mundo en el hotel parisino Fouquet’s Barriere.

SOBRE URIBE

Hay mucha gente que está sorprendida por sus declaraciones al ser liberada, sobre todo por sus elogios al presidente de Colombia, Álvaro Uribe. ¿En qué ha cambiado su visión de Colombia en estos seis años?

Yo pienso que, primero, al César lo que es del César. A Uribe hay que reconocerle lo que ha hecho por Colombia.

Pero desde un punto de vista ya analítico, el problema sigue siendo el mismo en el sentido de que entre Uribe y yo hay una diferencia fundamental y es que Uribe concibe el problema colombiano como una crisis de violencia, de seguridad, y esa crisis de seguridad, esa violencia es la que produce un malestar social.

Yo pienso al revés. Yo pienso que es porque hay un malestar social que hay violencia.

Esas interpretaciones diferentes hacen que las políticas para atacar el problema se piensen de manera diferente.

¿Uribe debe buscar un tercer mandato?

Yo no sé si deba. Eso está en su cabeza. Él verá qué hace. Yo siempre he creído que la constancia de las políticas de gobierno son necesarias para ver resultados.

Entonces, el hecho de que haya habido un segundo mandato hoy está recogiendo el fruto de esa continuidad.

Si los colombianos quieren darle un tercer mandato al presidente Uribe pues que se lo den, si consideran que ésa es la mejor opción.

Pero hay quienes dicen que eso podría ser un problema para la democracia, que en definitiva la transformación del país dependa de un sólo hombre.

No, yo creo que no. Creo que hay hombres de generaciones, hay líderes que pueden marcar la historia.

Yo pienso que desde el momento que sea democrático y de que los colombianos tengan siempre la posibilidad de retirar su apoyo cuando sientan que es necesario.

Y quiero decir una cosa. Hoy en día todo el mundo dice: “Reelección de Uribe”.

Si hay un tercer mandato y la posibilidad de que él se presente, y puede que no lo reelijan.

Es decir, nada está dicho. Entonces, dejemos que los colombianos tengan la oportunidad de decir qué quieren.

LA “PARAPOLÍTICA”

¿Qué opina del escándalo de la “parapolítica”?

Eso es grave. Es grave, es profundo, pero es necesario.

Yo creo que la justicia ha hecho un trabajo extraordinario en una situación muy complicada porque obviamente tocar la “parapolítica” es tocar los cimientos del apoyo al presidente Uribe a nivel político.

Tranquilamente hay que decirlo. Todo el mundo lo sabe. En Colombia se sabe. Eso no quiere decir que estemos diciendo que el presidente Uribe sea paramilitar. No.

Pero el hecho es que sí hay una sensibilidad ideológica que hace que los que están a la derecha, y en particular en la extrema derecha, los paramilitares, le dieron el apoyo a Uribe.

Entonces, claro, el presidente hoy se encuentra con un Congreso diezmado, sin gente, es decir, vacío, porque todos los que eran paramilitares, que eran la mayoría, que eran los que lo habían apoyado, están en la cárcel.

¿Cree que ha reaccionado bien Uribe ante ese problema?

Yo pienso que puede ser más sereno. Yo creo que hay que tener más serenidad.

Y sobre todo pienso que él puede darse el lujo, y en eso pienso que es algo que tiene que ir buscando, de mantener serenidad aún cuando él pueda sentir que lo están atacando.

¿Está bien la idea de Uribe de impulsar un referéndum para definir la legitimidad de la reelección del presidente?

Eso no cambia nada. El presidente puede inventarse 800 referéndums y puede que los colombianos lo vuelvan a elegir 30 veces y que pidan que lo vuelvan a votar.

Pero la justicia tiene que seguir su curso.

PRESIDENCIA

Según las encuestas, usted es uno de los políticos de Colombia con mayor popularidad. ¿No es un estímulo para considerar su candidatura presidencial?

Es un estímulo para servir a la gente que uno necesita que esté ahí, hablando por ellos.

Me irrita un poquito que me pregunten la cuestión esta de la presidencia porque es como si yo saliera con ansias de conquistar la presidencia de la república. No.

Pero es natural en el sentido de que usted es política y la aspiración, el honor mayor para un político es ser presidente de su país…

Sí, de acuerdo. Pero yo soy una política diferente. Me parece que la presidencia está muy bien si uno puede ayudar, pero uno puede ayudar de otras maneras.

Y hay otros sitios, otros espacios desde los cuales uno puede ayudar.

Si uno ve que definitivamente, el sitio para uno mover las cosas es la presidencia, muy bien. Pero yo pienso que desde el cautiverio se hicieron cosas muy importantes.

Pienso, por ejemplo, que los colombianos han cambiado su actitud frente al secuestro, al drama de los colombianos.

Mucho más, hoy en día los colombianos salen a marchar, dejaron la indiferencia, son más tolerantes.

Todo ese proceso creo que es parte de lo que nosotros desde el cautiverio ayudamos a impulsar. Simplemente con nuestro dolor.

El ejemplo hace mucho. No necesita uno que lo elijan presidente de la república.

¿De qué depende su decisión en definitiva?

De lo que Dios quiera. Y cuando digo eso suena muy así, pero no.

La verdad es que pienso que los espacios se tienen que abrir naturalmente.

Si yo veo en algún momento que es bueno para Colombia que yo esté ahí, lo estaré.

En este momento no veo la necesidad de estar ahí, peleándome a codos.

Lo que está haciendo Uribe está bien. No es el único que lo puede hacer y puede haber otros que lo hagan mejor.

¿Aceptaría un cargo en el gobierno de Uribe?

Sería un poquito limitante. Pienso que termina uno como poniéndose un bozal. A mí me gusta mucho mi independencia.

No quiero decirle que no, porque uno nunca sabe.

De pronto hay alguna causa extraordinaria que uno quiera defender y no sé.

Pero, en este momento, pienso en la posibilidad de coger temas específicos y tratar de sacarlos adelante, desde la plataforma del micrófono que usted me está poniendo.

LAS FARC

¿Las FARC son un grupo “narcoterrorista”, como define el gobierno?

Eso no lo dice el gobierno; lo dicen las acciones que hacen.

¿Hay que seguir atacando a las FARC como hace Uribe o hay que negociar con ellos?

La negociación hay que buscarla como prioridad, pero la presión militar hay que mantenerla, porque las FARC nunca van a negociar mientras piensen que tienen una opción militar para conquistar el poder.

Entonces, la presión militar es para hacerles entender que ésa es una utopía que nunca van a lograr.

Es necesario para que se sienten a dialogar.

Y pienso que tiene que haber un cambio dentro del Estado, el gobierno y Uribe en particular, del vocabulario que se utiliza.

¿Apoyó el bombardeo en Ecuador que mató a “Raúl Reyes”?

Sí. Si Colombia tiene la certeza de que las FARC están en otro país y en ese país no hay la posibilidad de que se cumpla con lo que se debe hacer -que es parar esa presencia ahí- pues creo que al final de cuentas sí.

Obviamente, lo ideal hubiera sido que se hubiera contado con el gobierno de Correa, que se le hubiera advertido, que hubiera sido una operación conjunta, pero muchas veces lo que sucede es que no hay confianza entre los mandatarios.

Entonces, por eso es tan importante que se creen vínculos de confianza y hermandad para que ese tipo de operaciones se hagan no contra el otro, sino con el otro.

Es difícil crear vínculos de confianza en este momento, sobre todo después de las acusaciones que ha habido de ambos lados. ¿Qué opina de los ordenadores de Raúl Reyes que muestran contactos y apoyos, según Colombia, a las FARC por parte del presidente de Venezuela, Hugo Chávez, y del presidente de Ecuador, Rafael Correa?

Me tiene sin cuidado. Me parece que ese es un tema secundario que no debería ni siquiera ser discutido en público.

Pero ¿no le parece que es grave si es cierto que hay un gobierno de otro país que apoya a una organización “narcoterrorista”, como usted define a las FARC?

Me parece que son más importantes las vidas humanas de los secuestrados que están en la selva y, por lo tanto, a mí no me importa que Chávez tenga contacto con las FARC, si ese contacto con las FARC hace que Chávez tenga influencia sobre ellos y que a través de esa influencia pueda convencerlos de liberar a mis compañeros.

Lo único que yo sí le pido a Chávez y a Correa es que entiendan que los cambios en Colombia se tienen que hacer por la vía democrática y que ellos tienen que contar con el presidente de Colombia.

Y créame que yo no voté por Uribe no solamente porque estaba secuestrada sino porque no hubiera votado por él porque yo soy de otro pensamiento político.

Pero lo que sí me parece es que Uribe, que uno lo quiera o que no lo quiera, es el único vocero legal de los colombianos.

¿Estuvo bien Uribe al cesar la mediación de Chávez cuando lo hizo diciendo que Chávez había pasado el límite?

No, yo creo que no. (También) lo que estuvo muy mal fue que Chávez se hubiera puesto a vociferar y a utilizar un vocabulario que después cerró la posibilidad de cualquier tipo de comunicación con Uribe. Creo que en eso, Chávez se equivocó.

Pero yo creo que Uribe no debió suspender la mediación de Chávez porque estuvo a punto de coronar.

En ese sentido, ahí yo pienso que Uribe no pensó en la vida de los secuestrados. Tuvo suerte porque ahora logró sacarnos a nosotros y lo hizo de una manera extraordinaria. Qué bien.

Pero quedan otros y, de todas maneras, vamos a seguir necesitando a Chávez y entonces necesitamos que esos puentes se vuelvan a hacer.

¿Le parece que Colombia está aislada en la región?

Yo pienso que Colombia está aislada en la región. Es así.

Tiene, de pronto, a Alan García en el Perú, pero definitivamente sí.

Pero, bueno, son puentes que se tienen que tender y los demás países de la región tienen que entender que esa es la opción que ha escogido Colombia.

Hay veces que Colombia va en contravía de los demás países de América Latina porque la situación de Colombia es diferente a la de todos los demás.

El único país que todavía tiene guerrilla es Colombia y por eso es que estamos en la extrema derecha.

Quienes han hecho elegir a Uribe son las FARC. Si no hubiera FARC, no habría Uribe. Los colombianos votan por Uribe porque están hasta la coronilla de las FARC.

RESCATE

¿Se puede dejar de lado la posibilidad que se haya pagado a algún miembro de las FARC, del grupo que los custodiaba, para su liberación?

Para “Gafas” (uno de los miembros de las FARC que lideraba su custodia) estoy segura que no, porque yo lo conocía de manera íntima, y por la expresión en su cara -estaba tan humillado y asustado- yo sé que él estaba sorprendido.

A la captura de los otros no la pude ver, pero después vi el video por televisión, y se ve cuando son capturados, tienen la cabeza baja, es difícil pensar que ellos sabrían algo…

El alma humana es difícil de entender y no pondría las manos en el fuego por eso. Sí por “Gafas”, pero no por los otros.

Realmente creo que los militares colombianos que hicieron el trabajo sí arriesgaron sus vidas.

Si no lo hubiesen hecho, la alegría que expresaron no podría haber sido la que compartí con ellos.

¿Y qué de la posibilidad de que se haya pagado a un alto miembro de las FARC?

Eso es posible, es posible. Pero eso no quita el riesgo que las tropas en el campo, si hubiesen pensado que había un problema, podrían haber reaccionado.

Había 60 guardias armados alrededor nuestro. Cualquier cosa que hubiese salido mal, estaríamos todos muertos.

¿Cómo se define usted ideológicamente hoy?

Yo siempre seré de izquierda. Pero no es una izquierda tontarrona ni ingenua.

Es decir, yo creo que uno tiene que estar donde la gente sufre, donde uno puede hacer la diferencia.

A mí me parece, por la ejemplo, que las FARC no son de izquierda.

A mí me parece que son la extrema derecha de alguna izquierda de otro tiempo prehistórico. Pero de izquierda no son.

Para acceder a la presidencia de Colombia usted tendría que renunciar a la ciudadanía francesa. ¿Estaría dispuesta a hacerlo teniendo en cuenta la pasión que usted expresa por Francia?

Va a tocar hacer una reforma constitucional… (risas).

Fuente BBC Mundo

Colombia pondrá en conocimiento de la OEA declaraciones de Correa contra Uribe

El Gobierno colombiano pondrá en conocimiento de la OEA las declaraciones del presidente ecuatoriano, Rafael Correa, en contra del mandatario de Colombia, Álvaro Uribe, y descartó emitir una nota de protesta contra ese país, dijo hoy el ministro de Relaciones Exteriores, Fernando Araújo.

El canciller señaló en diálogo con radio RCN que no hay ninguna cancelación de visitas del secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), José Miguel Insulza, a Colombia porque todos los temas que debían tratar fueron abordados en una visita que él hizo a Washington.

“No encuentro novedades que merezcan algún comentario adicional de parte de la cancillería colombiana. De momento, no vamos a enviar una nota de protesta al Gobierno ecuatoriano, pero como hemos hecho en todo este tiempo, todas estas actuaciones las ponemos en conocimiento del secretario general de la OEA”, dijo.

Correa afirmó este sábado que no comprende el grupo de diálogo entre su país y Colombia, auspiciado por el Centro Carter, y ratificó que mantendrá la suspensión de la reanudación de las relaciones mientras Uribe este en el poder.

“Estos majaderos, que creen que todavía van a pisotear a Ecuador, como que fueran ellos los que ponen condiciones, dicen: Posponemos el intercambio de notas,”, señaló el mandatario.

Bogotá suspendió la reanudación de relaciones a nivel de encargados de negocios con Quito, por unas declaraciones que Correa dio el fin de semana pasado a un diario argentino, en donde reiteró en sus críticas contra Colombia.

“Ustedes posponen la reanudación de relaciones, nosotros las suspendemos indefinidamente”, subrayó.

Haciendo una señal con la mano en su frente, Correa dijo que “estamos hasta acá de las burlas del presidente Uribe al pueblo ecuatoriano” y recordó los siete años de aspersiones aéreas con el herbicida glifosato “desde aviones norteamericanos” en la zona fronteriza entre Ecuador y Colombia.

El Gobierno ecuatoriano sostiene que el herbicida con el que fumigó Colombia las plantaciones de coca en su territorio atravesó la frontera arrastrado por el viento y afectó a personas y dañó cultivos lícitos.

Quito rompió relaciones diplomáticas con Bogotá dos días después de que tropas militares colombianas adelantaran un operativo en territorio ecuatoriano contra un campamento de la guerrilla Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

En esa operación militar murió el “número dos” de esa guerrilla, “Raúl Reyes” y 25 personas más.

Fuente El Comercio.com

Gobierno buscará mecanismo de libertad condicional para guerrilleros que entreguen a los secuestrados

Desde Florida, Valle del Cauca, el Presidente Álvaro Uribe les envió un mensaje a los guerrilleros de las Farc que estén interesados en dejar en libertad a secuestrados: “El Gobierno hace dos ofertas. La oferta de un fondo de recompensas hasta de 100 millones de dólares”, y, segunda oferta, “buscaremos un mecanismo de libertad condicional”.

El Presidente de la República, Álvaro Uribe Vélez, aseguró este sábado que el Gobierno Nacional buscará un mecanismo de libertad condicional para los guerrilleros de las Farc que se desmovilicen y traigan consigo a secuestrados.

Así lo anunció el Jefe de Estado durante el Consejo Comunal en el municipio vallecaucano de Florida, tras revelar que algunas personas de este grupo terrorista

Desde el municipio vallecaucano de Florida, el Presidente Álvaro Uribe señaló que su Gobierno realizará todas las gestiones ante la justicia colombiana para que los guerrilleros que liberen a secuestrados, al ser juzgados por los delitos que han cometido, de todas maneras puedan disfrutar el beneficio de la libertad condicional”, señaló. “han llamado a decirle al Gobierno que están dispuestos a desertar y a liberar a los secuestrados, encabezados por la doctora Ingrid Betancourt”, pero que, a su vez, han preguntado si el Gobierno les garantiza su libertad.

“Desde Florida, quiero hacerles llegar este mensaje: el Gobierno hace dos ofertas. La oferta de un fondo de recompensas, hasta de 100 millones de dólares, para dar recompensas a aquellos integrantes del grupo terrorista de las Farc que se desmovilicen, abandonen ese grupo y liberen a los secuestrados”, dijo.

Y agregó: “Segunda oferta: buscaremos un mecanismo de libertad condicional. El Gobierno Nacional en el momento en que estas personas lleguen, se encuentren con nuestros soldados o con nuestros policías, o con quien ellos definan, y podamos recibir a los secuestrados, el Gobierno Nacional en ese momento hace las diligencias para que estas personas que abandonen, de las Farc, sean embarcados de inmediato a un país como Francia, para garantizar la libertad condicional”, afirmó el Presidente Uribe.

El Mandatario también señaló que su Gobierno realizará todas las gestiones ante la justicia colombiana para que esos guerrilleros puedan disfrutar del beneficio de la libertad condicional, independientemente de los delitos que hayan cometido.

“Y haremos, como directores del orden público, competencia que tenemos en el Gobierno, todas las gestiones ante la justicia colombiana para que esas personas, al ser juzgadas por los delitos que han cometido, de todas maneras puedan disfrutar el beneficio de la libertad condicional”, señaló.

En ese sentido, el Jefe de Estado le pidió al Alto Comisionado para la Paz, Luis Carlos Restrepo, enviar ese mensaje a aquellos miembros de las Farc que estén llamando, interesados en obtener estos beneficios a cambio de entregar secuestrados.

“Bien pueda dígales, Comisionado, eso. Que no gasten más llamadas por celular, eso siempre es claro, sino que procedan a entregarse rapidito”, puntualizó el Presidente Uribe.

Fuente Presidencia de la República de Colombia

Ecuador está dispuesto a prestar su territorio, para la liberación de los rehenes de las FARC

Ecuador está dispuesto a prestar su territorio, si hace falta, para facilitar la liberación de los rehenes de las FARC, según afirmó hoy su presidente, Rafael Correa.

“Si se necesita nuestro territorio, el mundo entero puede contar con nosotros”, recalcó Correa, en un coloquio con estudiantes tras pronunciar un discurso en el Instituto de Ciencias Políticas de París.

El mandatario ecuatoriano, que llegó hoy a Francia, última etapa de una gira europea, dijo que tratará el tema de los rehenes de las FARC, entre los que se encuentra la colombo-francesa Ingrid Betancourt, en su encuentro esta tarde con su colega francés, Nicolás Sarkozy, en el Elíseo.

Correa expresó la esperanza de que se puedan restablecer los contactos con las FARC para la liberación de los rehenes, contactos que, según ha dicho recientemente, se perdieron tras la muerte del número dos de la guerrilla, Raúl Reyes, en un ataque militar colombiano en territorio ecuatoriano el pasado 1 de marzo.

El presidente ecuatoriano tachó de “mentiras” las acusaciones de vínculos con las FARC formuladas por las autoridades colombianas y afirmó que los únicos tratos con la guerrilla fueron para la liberación de los rehenes.

Correa recalcó que Raúl Reyes era “el más comprometido” para ese fin y fue matado.

“Esperamos poder restablecer los contactos”, insistió Correa, antes de añadir que “Colombia, Francia y toda la comunidad internacional” tienen que saber que pueden contar con Ecuador para “acciones humanitarias”, una solución pacífica y la liberación de los rehenes, en relación con el conflicto colombiano.

El Presidente insistió en que Ecuador es “un país pacífico”, “víctima” del conflicto en Colombia y no un actor del mismo.

Es Colombia, no Ecuador, el que tiene “guerrilla, paramilitarismo, narcotráfico, cultura de las drogas”, añadió Correa.

Tras acusar a Colombia de “exportar” el conflicto, dijo que se requiere una fuerza internacional para “vigilar la frontera, porque Colombia no lo hace”.

Uno de los estudiantes de Ciencias Políticas le preguntó por el ordenador de Raúl Reyes, cuyo contenido, según afirma Colombia, indica que Correa tuvo vínculos con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

A petición de Colombia, el PC ha sido analizado por Interpol, la organización internacional de policía, que divulgará su informe el próximo jueves.

Al preguntar el estudiante por qué Ecuador y otros países no pidieron a la Organización de Estados Americanos o al Consejo de Seguridad de la ONU que examinaran el PC, Correa dijo: “No deis la más mínima atención” a ese aparato.

Si el Gobierno del presidente colombiano, Álvaro Uribe, quiere seguir “perdiendo su tiempo” con el PC, “es su problema (…) Nadie en Latinoamérica presta atención a ese PC”, sentenció Correa.

Además de señalar que primero habría que probar que los ordenadores estaban en el campamento y que los documentos estaban allí, el presidente ecuatoriano rehusó dar credibilidad a los mensajes que podían contener y recordó que los guerrilleros han llamado a Uribe un narcotraficante paramilitar.

Además, dijo que está el problema de la “cadena de custodia” del aparato, ya que esa cadena se rompió.

Fuente El Comercio.com

Entrevista de Andrés Oppenheimer al Presidente Álvaro Uribe

P.- Presidente Álvaro Uribe, hablemos del tema de las computadoras de las FARC. Ya han pasado varias semanas desde que usted se dio un abrazo con el presidente Chávez, con el Presidente Correa y después como que le bajaron el tono al conflicto. ?
Esos documentos son verídicos, van a ser certificados, van a ser usados por Colombia en la ONU, en la Corte Penal Internacional? (*)

R.- Andrés, primero muchas gracias. Sobre ese tema de los computadores tengo que hablarle a manera de diferentes sub-temas. En el grupo de Río, el acuerdo que se hizo es que lo que apareciera allí que tuviera que ver con Venezuela o con Ecuador se le mandaba a los presidentes y esa es la instrucción que tiene nuestra cancillería. Segundo tema.- Nosotros le pedimos a la Policía Internacional que certificara que la policía colombiana no los adulteró al abrirlos. Tercer tema.- Ahí aparecieron, me dice el general Naranjo, hasta la semana pasada 17.000 mil archivos, un tema bastante complicado. Ahí hay otro tema, por ejemplo han aparecido unas cosas que han ayudado a hacer investigaciones, aquí se decomisó un uranio, se decomisó siguiendo indicativos de esos computadores. Segundo, se decomisó un dinero en Costa Rica a un hombre cercano a las Farc, por lo que apareció en los computadores. Tercero, los computadores, y lo reveló la prensa colombiana hace dos días, los computadores trajeron una prueba adicional del atentado que hizo las Farc contra mí en 2002, cuando era candidato a la presidencia. Incluso ese día después de ese atentado que sobreviví milagrosamente en la ciudad de Barranquilla, la policía y gente que sabía la situación de Barranquilla, me dijo que no vaya al otro acto, porque en el otro acto están preparándole otro atentado y las Farc aquí dice, Uribe se nos salvó porque aquí se atravesó un bus que no permitió que la bomba le diera con toda intensidad al vehículo en que él iba y enseguida regresó a Bogotá, no fue al otro sitio donde le teníamos una grabadora con explosivos y con cianuro.

P.- Presidente, qué porcentaje de la información que contenían esas computadoras ha sido divulgado por ustedes? ?Se están quedando con un as en la manga?

R.- En Colombia usted sabe que en este país lo revelan todo. Aquí hay una cosa teórica que llaman la cadena de custodia, porque el tema lo tiene que revisar la policía judicial y la Fiscalía y tiene que cumplir con la cadena de custodia, pero una cosa que me sorprende a mí de Colombia es que aquí secretos judiciales no hay. Aquí por ejemplo a los ciudadanos que se les dice que tienen que respetar la reserva de los sumarios, y uno se impresiona que este país es tan libre que en los medios de comunicación aparecen todos los sumarios. Entonces a mi no me extraña que lo que no haya aparecido y esté en esos computadores, aparezca en la prensa, como siempre ocurre en este país. En este país no queda un sumario en secreto.

P.- ¿Pero hay cosas que no han salido?

R.- En este momento lo que ha salido se ha enviado a los respectivos gobiernos.

P.- ¿Pero salió todo lo sustancial en esas computadoras, o queda algo por salir?

R.- Yo no si ya la han revisado toda. Hasta hace dos semanas no se había revisado en su totalidad. Ahora ese, es un tema que nosotros no manejamos aquí con esa febrilidad, con ese acoso, no, este país, casos de esos se han presentado muchos. Por ejemplo, cuando se bombardeó a un terrorista de las Farc conocido como “Acacio”, apareció el computador de él, intacto, cuando se bombardeó a Carlos Antonio Lozada, apareció el computador de él, intacto. Cuando se bombardeó a Martín Caballero, Martín Caballero es el terrorista de las Farc que tuvo secuestrado al canciller Fernando Araujo seis años, apareció el computador intacto. En este proceso de desmonte del paramilitarismo una de las pruebas que ha habido y que fue tal vez inicio probatorio del proceso, fue un computador que se decomisó, o sea que eso en Colombia es de común ocurrencia.

P.- ¿Está congelada la investigación sobre los 300 millones de dólares, que según esos documentos, el presidente Chávez le había prometido a las Farc?

R.- Eso se le mandó al gobierno de Venezuela, el presidente Chávez, me contó la cancillería, dijo que él desestimaba todo eso y a me preguntaron y yo dije, no tengo comentario.

P.- ¿Pero usted cree en la veracidad de esos documentos?

R.- Esto es lo que le hemos pedido a la policía internacional es que certifique que nosotros no los hemos adulterado. Entonces lo que estaba en esos computadores es lo que ha abierto la policía nuestra, sin quitarle y sin agregarle.

P.- ¿Por lo que usted ha leído en esos documentos, que usted cree que son verídicos o que no han sido adulterados, hay una red internacional de las Farc en América Latina o grupos de apoyo?

R.- La red internacional de las Farc la ha habido y ha hecho mucho daño.

P.- ¿Pero son grupos de apoyo o son grupos terroristas adiestrados por las Farc en sus países, en México, por ejemplo?

R.- Las Farc han hecho de todo. Ha tenido grupos de apoyo y han tenido redes que hacen las operaciones terroristas. En mi concepto ambos son terroristas. Pero una cosa que me sorprende de esta entrevista es que un tema que yo tengo que manejar bien prudentemente, como es ese tema con los vecinos, se vuelven en esta entrevista el punto principal. Entonces vamos al otro tema. Redes operativas o grupos de apoyo. Tan terroristas los unos, como los otros, las Farc está siendo investigada por el secuestro y posterior asesinato de la señora Cubas en Paraguay, hay que presumir que allí tenían una red, pudo ser en confabulación con ciudadanos paraguayos, las Farc han secuestrado y ha asesinado en Ecuador y en Venezuela. Las Farc ha comprado armas en otros países, entonces tienen redes que están en esas operaciones terroristas, afortunadamente aquí hay una decisión en Colombia total que es acabar con el terrorismo.

P.- En Venezuela están hablando de una fuerza de defensa suramericana… ?Está de acuerdo con esa idea?

R.- No me la han planteado. Primero, Colombia no tiene tradición belicista, ni la va a tener. Yo le he dicho a toda la prensa nacional e internacional, nosotros el único afán que tenemos en materia policivo militar es quitarle a los colombianos la pesadilla que han sufrido durante 40 años del terrorismo, prepararnos para guerras internacionales, de ninguna manera, está lejos de nuestro interés. Y hay una cosa que se llama el tratado interamericano de asistencia recíproca en la OEA, eso es en lo único que hemos pensado hasta ahora. El tema de la fuerza internacional suramericana o latinoamericana de que me hablas, yo no lo conozco, no he recibido propuesta oficial, y lo que ha hecho Colombia en esa materia es, primero respetar los compromisos de la OEA y también, primero el único afán que tiene es el afán de tener unas fuerzas militares que eviten que Colombia siga siendo controlada y martirizada por guerrillera, narcotráfico y paramilitares.

P.- ¿Pero ustedes los presidentes no están jugando un poco con la opinión pública, y con nosotros los periodistas? Primero hacen acusaciones impresionantes, como por ejemplo la surgida de los computadores, después se dan un abrazo, tratan de bajarle el volumen al tema, y ahora nos acusan a nosotros los periodistas de estar sacando lo que ustedes mismos hicieron público….

R.- Todo lo que tenía que decir yo Andrés, lo dije en República Dominicana y cara a cara. Yo por ejemplo no soy el Presidente que lanza insultos desde lejos y también se los momentos. En República Dominicana me pidieron un pacto y yo lo he cumplido, me pidieron el pacto de lo que apareciera de estos dos países vecinos se mandara allá y esa es la instrucción que tiene la cancillería nuestra y me he propuesto manejar ese tema con la prudencia que toca, después de los acuerdos que se hicieron con la OEA y los acuerdos que se hicieron en el marco del Grupo de Río.

P.- Inaudible

R.- Le anoto, porque usted me hizo una pregunta reclamo, que cuando yo he hablado de esos temas, he hablado cara a cara. A no me gusta la farsa de la política.

P.- ¿El presidente Correa dijo que quizás tendrá que comprar aviones para defender su territorio, presuntamente por incursiones colombianas. ¿Le preocupa ese tema, o no?

R.- Hoy me preguntaron por otra declaración de allá. Ayer me preguntó una emisora ecuatoriana por eso y hoy me preguntó la televisión ecuatoriana por una declaración diferente en la cual se iba que se iba a perseguir a las Farc en Ecuador. Yo no quise contestar ni la una, ni la otra, la única respuesta frente a cualquier pronunciamiento del Gobierno ecuatoriano hoy es, nosotros le tenemos todo el afecto al pueblo ecuatoriano, es nuestro pueblo hermano y lo que Colombia está haciendo para derrotar el terrorismo de las Farc, le conviene a Colombia y le conviene al Ecuador porque las Farc le ha hecho mucho daño al Ecuador. La Farc ha promovido desplazamientos de Colombia al Ecuador, la Farc siembra coca en Colombia, la comercializa en Ecuador, la Farc ha situados gente terrorista en Ecuador, para que desde allá asesine colombianos. La Farc ha secuestrado y ha asesinado ecuatorianos. Entonces el mensaje al pueblo ecuatoriano y ahí aprovecho para mandarlo a través de tu programa, es un mensaje de afecto. Un mensaje que Colombia tiene la determinación de derrotar el terrorismo, y que eso también le ayuda al hermano pueblo ecuatoriano. En la medida que Colombia progrese, que el terrorismo ha sido un obstáculo, eso le ayuda al Ecuador como el revés, todo progreso ecuatoriano le ayuda a Colombia.

P.- El TLC con Estados Unidos. Muchos han interpretado que está muerto, que los demócratas le han puesto el sello final. ¿Usted ha decidido desde entonces desde que Nancy Pelosi, dijo lo que dijo, de que van a postergar el tratamiento de la ratificación del acuerdo, ha recibido alguna señal de la Presidenta de la Cámara, o de alguien?

R.- No, lo que conozco es lo público. Primero ha habido un gran esfuerzo del Gobierno de los Estados Unidos, aquí han venido periódicamente secretarios del Gabinete del presidente Bush, liderando comisiones bipartidistas del Congreso norteamericano. Nosotros hemos tenido mucho cuidado que las relaciones con Estados Unidos estimulen que se mantenga allá la aproximación bipartidista hacía Colombia. Segundo, a mi me parece que lo que ha ocurrido ha movido el tema, tiene que causar una reflexión y confío por las declaraciones públicas, que hay interés en los demócratas en aprobar ese tratado y confiaría en que en la medida en que lleguen a acuerdos con el Gobierno del presidente Bush, en algún momento llegaran a acuerdos, se le luz verde a la aprobación del tratado. ¿Qué tiene que hacer Colombia? Colombia tiene que insistir, nosotros tenemos que seguir haciendo nuestro trabajo. Ayer por ejemplo tuve la reunión de cada dos meses que hago con las centrales obreras y los gremios y estuvimos examinando nuevamente el tema de derechos humanos, el tema de derrota de la impunidad en el asesinato de trabajadores etc. y nosotros todos los días estamos haciendo nuestro trabajo con una consigna. La consigna es reconocemos lo que nos hace falta, pero también pedimos que se reconozca lo que se ha avanzado Colombia. Llegamos a tener años de 35 mil asesinatos, este año todavía será mucho, pero confiamos que esté por debajo de 16. La tasa era de 68 asesinatos por cada 100 mil habitantes, el año pasado 37. Ojala este año no supere 30. Llegamos a tener años de 3 mil secuestros, el año pasado 270. Ya estas ciudades como Bogotá, donde me entrevistas, han ganado mucha seguridad, o sea que el país va a avanzando.

P.- ¿Usted confía Presidente en llegar supongamos a octubre, supongamos que la cámara lo puede aprobar después de las elecciones, con alguna cifra de encausamientos, con alguna cifra concreta que le pueda dar a los escépticos del Partido Demócrata como para que aprueben…?

R.- No, mira. Nosotros empezamos, primero esto no necesita en que nos presionen con el TLC, esta política nosotros la adelantamos por convicción propia, esto está escrito en mi manifiesto político. Cuando yo era candidato a la Presidencia, le entregue a los electores colombianos un manifiesto que se llamaba Manifiesto Democrático 100 puntos. En el punto 27 se definía ¿Qué es Seguridad Democrática? Decíamos seguridad para maestros, seguridad para periodistas, seguridad para sindicalistas, entonces el tema no darle cuentas a Estados Unidos, el tema es de superar la tragedia colombiana y por supuesto las comunicaciones con Estados Unidos, en las comunicaciones con la Unión Europea, con los países vecinos, con todo el mundo, hay que contar qué se está haciendo y le voy a decir qué tenemos, que estas son cifras de ayer. Gracias a lo que ha hecho este Gobierno reformando la justicia, incluyendo en la justicia el sistema acusatorio, duplicando el presupuesto de la justicia, pagando recompensas para que la ciudadanía denuncie a los delincuentes, con 9 mil colombianos con protección individual directa que hay hoy, de ellos 1900 sindicalistas, ayer teníamos 122 homicidas, asesinos de trabajadores colombianos, los teníamos presos, ya tenemos 96 sentencias. El gran número se dio el año pasado y estamos trabajando con la Organización Internacional del Trabajo, en un acuerdo tripartito, Gobierno, trabajadores, empleadores y Fiscalía para superar impunidad. Un problema que abulta las cifras es que la muerte de líderes sindicales que ha descendido mucho, pero que no estamos contentos, ni vamos a estar contentos hasta que no estemos en cero, le suman la muerte de los profesores y todavía tenemos mucha zona rural de Colombia, donde han seguido asesinado profesores.

P.- ¿Usted cree que haya posibilidades de que se apruebe el Tratado?

R.- Claro Andrés. Es una relación de muchos años de total lealtad con Estados Unidos y se comparten unos valores, se comparte el valor de la lucha por la seguridad, las libertades etc. Ahora, yo no soy un hombre que viva haciéndome ilusiones, sino que vivo realizando esfuerzos y trabajos. Nosotros vamos a seguir haciendo todo nuestro trabajo. La pregunta es semejante a una pregunta que me hacían mucho y todavía me la hacen, ¿Cuándo se van a acabar los terroristas en Colombia, dijo yo no prometo resultados, lo que prometo es una acción de todas las horas. Yo deseo que se apruebe rápidamente el TLC, si usted me pregunta lo van a aprobar, no lo , vamos a hacer todo el esfuerzo, lo que sí le prometo es una acción nuestra febril, intensa, de todos los días en busca que se apruebe.

P.- ¿Cuan grave sería para Colombia si no se aprueba, mediana, grave, gravísima?

R.- Como señal política, inexplicable. Económicamente el Tratado no es muy atractivo por lo que podamos aumentar de exportaciones a Estados Unidos en los años que vienen, sino porque el Tratado contribuye a un gran objetivo de nuestro Gobierno, que es la confianza inversionista. El Tratado es una fuente de inversión y un país que tiene este problema de narcotráfico, que tiene que superarlo, este problema de terrorismo que estamos superando, es un país que necesita una gran inversión como alternativa a nuestros compatriotas. Nosotros asimilamos Colombia una casa. Aquí en el vértice superior está la palabra confianza, ese es nuestro modelo de Gobierno y abajo tenemos tres pilares, que soportan la confianza, seguridad de la democracia, el primero, aquí inversión, con fraternidad laboral, inversión con solidaridad con la comunidad, inversión con transparencia en las relaciones del Estado, y cohesión social y eso viene trabajando en Colombia y para eso es bien importante, para esa confianza inversionista, para eso es bien importante los tratados de comercio, que en este Gobierno hemos negociado muchos.

P.- ¿Qué piensa si no se aprueba el Tratado de Libre Comercio, (…) el presidente Uribe considera que si no se aprueba, sería grave, gravísimo, más o menos?

R.- El Presidente Uribe no sugiere titulares, ponga un titular bien aburrido para los lectores, el presidente Uribe trabajará incansablemente por la aprobación del Tratado. Ese es bien aburrido para los lectores y ninguno editor se lo va a aprobar.

P.- ¿Usted dice que no tendría efectos negativos, dejaría de tener efectos positivos?

R.- No. Es que frenar, no crear alternativas para que se invierta en este país que necesita alternativas a la droga, alternativas al terrorismo, es muy grave. Se necesita crear alternativas y estos tratados de comercio con estas economías fuertes son fuertes generadoras de inversión.

P.- ¿Colombia quedaría mal parado respecto a Perú, a Chile, América Central, países que tienen tratados con Estados Unidos o no es un problema?

R.- Ese tema es muy importante que lo revisen en Estados Unidos, es una buena reflexión, si eso es justo. Esa es una buena pregunta para formularla en el congreso de los Estados Unidos. Ahí se la dejo, formúlela en el Congreso de Estados Unidos.

P.- Presidente hablemos de temas locales. Usted tiene todo tipo de problemas internos a pesar de que tiene la popularidad más alta de todos los presidentes de América Latina, usted tiene un 84 por ciento de aprobación en su país, pero tiene mucha gente cerca de usted investigada, encausada, incluyendo a su primo, el senador Uribe. ?Qué va a hacer?

R.- Salir adelante. Nosotros estamos aplicando la medicina, usted no puede confundir la enfermedad con la medicina. Este país estaba en poder de guerrilla y paramilitares hace cinco años, nosotros en agosto va a ser seis años que llegamos, y es un país que ha visto que este gobierno ha derrotado los paramilitares, los tiene en la cárcel, que este gobierno ha debilitado las guerrillas, que este gobierno ha avanzado enormemente.

P.- ¿Le parece injusta la situación, Presidente?

R.- No. Yo no entro a calificar eso, yo no entro a calificar eso, este es un país, yo cualquier discusión que tenga aquí con otra institución diferente al ejecutivo la tengo internamente en Colombia, no va a haber discusión para entrar a darla en una entrevista como esta. Este es un país de instituciones independientes. Ahora la independencia de las instituciones no excluye la deliberación, algo que es muy grave, es pretender que el respeto a la independencia de las instituciones es no deliberar. Usted tiene que ver desde otra perspectiva, a ver, juzgue el gobierno nuestro desde que empezó, júzguenlo en el compromiso para derrotar el terrorismo, en el compromiso para garantizar las libertades, júzguelo en los resultados. Yo diría que un gobierno que va a completar seis años en agosto tiene un balance muy positivo para presentar, nacional e internacionalmente. Lo que pasa es que aquí la política había sido penetrada por la guerrilla y por los paramilitares. En muchas zonas de Colombia, guerrilla y paramilitares había sometido a la política. Esa práctica la empezaron las guerrillas marxistas con una cosa que ellos llamaban la combinación de las diferentes formas de lucha y era yo estudiante de la Universidad Pública en los años 70. Entonces ellos asesinaban y penetraban el movimiento obrero, penetraban la política. Después llegaron los paramilitares a hacer lo mismo, y como no hubo determinación para derrotarlos, que apenas llegó con este gobierno, qué pasó, en muchas zonas colombianas esa penetración llevó a que mucha gente estaba sometida y otra gente se le salió. Con la guerrilla esas relaciones no se investigaron en el pasado. Habrá que investigarlas en el futuro, si se desmovilizan los jefes estos de las Farc, del ELN, y con los paramilitares se han investigado en este gobierno por muchas razones, primero porque se desmovilizaron los jefes y no se desmovilizaron espontáneamente, se desmovilizaron porque este gobierno dijo Colombia sin guerrilla y sin paramilitares y empezó una acción resuelta contra ellos desde la hora cero del gobierno. Enseguida vino la ley de justicia y paz, este gobierno es el que llevó a los paramilitares a la cárcel, este gobierno es el que les viene persiguiendo los bienes para poder reparar las víctimas, entonces eso ha llevado a esclarecer una serie de fenómenos que venían pasando en muchas regiones de Colombia, gracias a que ahora el estado ha recuperado el monopolio en casi todo el territorio nacional, el monopolio para combatir a los violentos, que se había perdido en Colombia.

P.- ¿Con la crisis que hay con la parapolítica?

R.- Eso no es crisis, es el remedio de la crisis. Ese es el problema que tenía Colombia, por eso no se puede confundir el remedio con la enfermedad.

P.- ¿Pero hay un problema político?

R.- Claro, hay un problema político.

P.- ¿Ante eso se está hablando de que usted le apuntaría a una reforma constitucional o una revocatoria del Congreso o elecciones anticipadas o una reforma política?

R.- Yo lo único que no apoyo son salidas hacia la incertidumbre. Porque yo no me voy a poner aquí a hacer política espectáculo, este país ha ganado mucha confianza. Cuando yo llegué la tasa de inversión estaba entre el 12 y el 14. Es que eso está relacionada, un presidente en el caso de Colombia no puede prescindir de lo que pasa en materia de recursos para el país, en un país con tanta pobreza y con tanto desempleo, no puede prescindir al hacer el análisis de lo que va a proponer políticamente. Entonces lo único que no apoyo son salidas que le creen un paréntesis a la confianza que hemos logrado en Colombia, se está hablando de una reforma política con el Congreso. El país tiene instituciones muy sólidas. Yo creo que no hay que hacer una cosa maximalista en reformas, hay que introducir unos ajustes, y una cosa que la ha faltado al país es que no se hizo en el pasado, fue investigar las relaciones de la guerrilla con la política.

P.- ¿Qué ajustes?

R.- Por ejemplo ahora se está hablando del tema de la sanción a un partido cuando un miembro de ese partido sea apresado porque se le encontraron relaciones con el narcotráfico, o con el terrorismo, que son una misma cosa.

P.- ¿Pero usted me está hablando a de reforma constitucional?

R.- Esa necesita reforma constitucional, por qué, porque la legislación colombiana tiene en esos casos severas sanciones a los parlamentarios, aquí los parlamentarios no gozan de inmunidad. Cuando yo llegué a la presidencia aquí había unas cárceles que parecían hoteles de cinco estrellas. Hoy los presos que por decisión de mi gobierno, desde que empezó el gobierno, están en cárceles ordinarias, parecía imposible en Colombia llevar la gente de cierto nivel a cárceles ordinarias y eso lo hizo mi gobierno en la segunda semana de la administración, aquí los parlamentarios no gozan de ninguna inmunidad, no gozan de ningún beneficio en esa materia, pero falta un tema que es la sanción a los partidos, que es el que se está estudiando en este momento.

P:- ¿No va usted a usar el pretexto de una reforma constitucional para meter una clausula que le permita reelegirse por segunda vez?

R.- No, es que yo no me reelegí, a mi me reeligieron siete millones 400 mil colombianos.

P.- ¿Perdón, pero si usted reforma la constitución para poder reelegirse por segunda vez, en qué se diferenciaría usted del presidente Chávez? ?Cual sería su autoridad moral para considerarse mejor que Chávez y otros presidentes autoritarios?

R.- A ver, Andrés, no vengas a hacerme aquí cuestionamientos vía preguntas. Yo vivo trabajando aquí intensamente. Esa es la pregunta espectáculo que formulan todos los días en Colombia. Te voy a decir lo siguiente: Yo lo que hago todos los días es trabajar por el pueblo colombina, y entonces esto no hay que leerlo afuera ni oírlo en los cócteles, sino ver cómo opera, y yo he dicho muchas veces, que lo que estoy es estimulando una corriente de pensamiento en Colombia que ojalá tenga muchos candidatos a la Presidencia y muchos líderes y podamos elegir muchos presidentes que continúen con estas banderas. Este país hay que hacerle ajustes todos los días, uno resuelve un problema, pero le queda faltando por resolver mil problemas. En este momento ya que me hablas de reelección, yo te digo a qué reelección aspiro yo. Yo aspiro a que Colombia reelija la seguridad democrática, yo aspiro a que Colombia reelija la confianza inversionista. En el pasado en Colombia el discurso político solamente hablaba de lo social, y generalmente no se cumplía, pero le daba totalmente la espalda al tema de la seguridad y al tema de confianza inversionista, que los ha reivindicado este gobierno como medios para poder construir cohesión social. En esa tarea de reelegir esos fundamentos si me encuentro haciendo todos los días una pedagogía con mis compatriotas para convertir en políticas de estado en muy largo plazo, permanentes, la lucha por la seguridad que es un valor democrático y la lucha por la confianza inversionista que es un imperativo para que haya prosperidad en el pueblo.

P.- Pero habrá reelección?

R.- Ni te voy a contestar, ni te voy a contestar por una razón, alguien me decía esta mañana, dígales definitivamente a los periodistas que no, para que los periodistas le quiten esa presión, no, me gusta mucho que me hagan la presión porque me dan la oportunidad de decir colombianos reelijamos la seguridad democrática, colombianos reelijamos la confianza inversionista, colombianos busquemos con lupa los lideres que nos ayuden a prolongar hacia el futuro la seguridad democrática y la confianza inversionista.

P.- El miedo de muchos es porque no le pase lo que le paso al presidente Menem de Argentina, lo que le paso al presidente Fujimori de Perú…Los presidentes con alta popularidad, por más inteligentes que sean, se marean…y terminan mal….

R.- No se preocupe que el uno lo marearon unas circunstancias y al otro otras, aquí en Colombia los que no están acostumbrados a los malos caminos, a los dos kilómetros están mareados. Los que están acostumbrados a los malos caminos y a las dificultades los resisten todos sin marearse. Un campesino labriego trabajador resiste largo y abrupto camino sin sentir mareos, una figura que recién aparece de pronto le queda muy difícil resistir las dificultades y se marea muy fácil.

P.- ¿No se marean con niveles de popularidad del 84 por ciento?

R.- No y además nunca he trabajado en función de las encuestas, generalmente me ha tocado contradecir aquí mucho, cuando se fue a aprobar el TLC, a cerrar la negociación faltaban pocos días para la elección en Colombia en el año 2006 y algunos politólogos me dijeron mire, el TLC esta perdido en encuestas, el 56 por ciento de los colombianos lo rechazan, solo el 28 por ciento lo aprueban, aplácelo para después de elecciones, que dije yo, no señor. Este no es un tema, ningún tema de la vida pública es para esconderlo por razón de elecciones, todo lo contrario, las elecciones son la oportunidad para que los pueblos se pronuncien sobre eso y hemos logrado hacer una pedagogía para demostrar la conveniencia del TLC. Yo empecé solo en Colombia a hablar de Seguridad Democrática y entonces ahí empezaron las criticas, a él habla de seguridad, es que es paramilitar, el habla de seguridad, es que es para militarista, el habla de seguridad, es que es de derecha, es que es mafioso. Esa cantaleta de la oposición va conmigo hace 30, 35 años de mi carrera política y entonces cuando empezó a marcar en las encuestas esa política y los colombianos empezaron a decir, claro Uribe tiene razón, hay que quitarnos este problema de 40 años de terrorismo, entonces aparecían las encuestas del 6 por ciento y decían muchos de los escritores, ya llego al tope, ahí se congela. En Colombia no prospera una política de seguridad siempre dijeron eso, no se preocupe que aquí no vivimos el tema de las encuestas, aquí vivimos el tema del trabajo en un país que tiene muchas necesidades.

P.- ¿Presidente en las elecciones en Estados Unidos qué presidente le conviene a América Latina?.

R.- Usted debió intervenir en eso Andrés. No puedo con San Pablo para poder con San Pedro

P.- ¿Si ganan los demócratas, se complica la relación con Colombia?

R.- Colombia ha mantenido con ellos una relación, con todos los gobiernos. El Plan Colombia empezó la administración demócrata del presidente Clinton, ha continuado en la administración republicana del presidente Bush, nosotros siempre hemos buscado una aproximación bipartidista en los Estados Unidos hacia Colombia, una relación de Estado a Estado, no por coyunturas de Gobierno, cuando yo llegué a la Presidencia allá había una mayoría republicana en el Congreso, hablamos con ellos y con los demócratas, después se cambió eso, entró una mayoría demócrata, hablamos con los demócratas y hablamos con los republicanos y eso es lo que hemos estado buscando.

P.- ¿La carta de los 63 congresistas de Estados Unidos censurando a José Obdulio Gaviria, su consejero, usted nunca respondió?

R.- Responde la embajadora Carolina Barco. Aquí hay tantas cosas todos los días y José Obdulio sacó un documento que vale la pena que ustedes lo lean.

P.- ¿Pero el pedido era para usted?

R.- Yo creo que los países tienen protocolos, tienen procedimientos. La Embajadora es una persona muy respetuosa y es una señora que tiene toda la dignidad y el decoro y yo creo que ella ha elaborado un buen documento. Primero, en este país el tema no es el tema de la espuma, no es el tema espectáculo, no es el tema de la noticia, el tema es de fondo. Déjeme ir al tema de fondo, este es un país de total libertad, aquí hay marchas todos los días, aquí no se criminaliza la protesta social. A me ha tocado aprobar leyes en el Congreso de la República en medio de enormes protestas, sin cuidar las encuestas, solamente buscando el futuro del país, como las reformas aprobadas en este Gobierno, que eso son los temas de fondo que debería conocer la comunidad internacional. Aquí por reforma constitucional eliminamos los privilegios pensionales, regulamos muy razonablemente las transferencias a las regiones, hemos reformado 420 entidades del Estado. Nosotros hemos hecho mucha reforma en medio de grandes dificultades de opinión. ¿Qué explicación ha dado José Obdulio?. José Obdulio ha dicho, mire, yo soy asesor de la Presidencia sí, pero yo soy periodista, yo escribo en los periódicos, yo polemizo todos los días en la radio, en la televisión, le hice dos reparos a esa marcha. Un reparo, que hubo publicaciones de las Farc apoyándola y un segundo reparo, que una de las convocatorias era, marchemos contra los crímenes del Estado y agrega José Obdulio, en Colombia no hay crímenes de Estado. el Estado colombiano es un Estado transparente. Un Gobierno de Seguridad Democrática que estimula la captura de miembros de la Fuerza Pública que violan derechos humanos. ¿Se puede hablar de crímenes de Estado? , entonces José Obdulio dijo, yo por eso tuve desacuerdo con esa marcha. El Gobierno le dio todas las garantías a la marcha. El Vicepresidente de la República lo dijo, que sobraba, porque eso se da todos los días en Colombia y ahí está nuestra declaración en la página de Internet, este es un país de libertades. Tanta libertad tenían los unos para marchar, como lo otro para criticar a la Farc, que aparecía a apoyar la marcha que le hace daño a una gente totalmente pacifica que quería la marcha, la Farc le hace un daño tremendo metiéndose a convocarla, en lugar de hacerles bien, les hacía daño, eso fue lo que criticó José Obdulio y les criticó el otro tema, en un país democrático, transparente, no hay por qué convocar a protestar contra crímenes de Estado, que no hay.

P.- ¿Usted dijo hoy en la radio que lo están investigando a usted?

R.- Muchas veces, en mi carrera política lleva cientos de investigaciones y siempre las afronto públicamente para que no haya nada escondido.

P.- ¿Y esta es diferente?

R.- Muy del mismo estilo. Que entonces un bandido, quien sabe estimulado por quién, para buscar beneficios dice, no fue que Uribe fue con el comandante Nacional de la Policía, que hoy es el embajador de Colombia en Austria, allá ante la Organización Mundial en la lucha contra la droga, y con otro general de la República a preparar con nosotros una masacre, y una cosa totalmente descabellada, entonces qué hago yo, enfrento eso, y lo enfrento claramente en el debate político, en los estrados judiciales, ante la opinión pública. Aquí puede haber equivocaciones, pero hay una carrera política transparente y eso garantiza que sea una carrera política que resiste, no se marea. Esta carrera política mía se ha podido meter a la candela sin quemarse, gracias a que ha sido transparente y puede meterse a las curvas del camino sin el riesgo del mareo, querido Andrés. Muchas gracias”.

Fuente Miami Herald

Alan García podría mediar entre Uribe y Correa

Miembros de la Comisión Asesora de Relaciones Exteriores celebraron los puentes de entendimiento que se buscan para un encuentro entre los presidentes de Colombia, Alvaro Uribe y de Ecuador, Rafael Correa.

Congresistas colombianos celebraron la mediación que a instancias de la presidenta del Parlamento Latinoamericano, Ivonne Baki, se logró con el presidente del Perú Alan García.

Baki dijo en dialogo con Caracol Radio que García buscará posibilitar el diálogo entre Correa y Uribe durante la V Cumbre de América Latina, el Caribe y la Unión Europea, que se celebrará en Lima los próximos 16 y 17 de mayo.

Señaló que aunque no hay nada secreto es importante que los mandatarios de Colombia, Ecuador, y Perú se reúnan de manera privada y ahí estarán pendientes los parlamentos para coadyuvar en ese entendimiento.

Ecuador rompió relaciones con Colombia el 3 de marzo pasado, dos días después de una operación del ejército colombiano en su territorio para atacar un campamento de las Farc, en la que murió “Raúl Reyes”.

El senador liberal, Juan Manuel Galán quien hace parte de la Comisión Asesora de Relaciones Exteriores, dijo que lo importante es que Uribe y Correa acepten y le den confianza a la mediación de Alan García.

Señaló que sería importante que Ecuador sugiera una mediación también de Chile y Brasil que son muy cercanos a Correa, pero que lo fundamental es que todo conduzca a la reactivación de la Comisión Nacional Binacional Fronteriza, Combifron, de la cual hacen parte los ministros de la Defensa de Ecuador y Colombia.

El senador Jairo Clopatofsky dijo a Caracol Radio que luego de una proposición aprobada por la plenaria del Senado una comisión de parlamentarios de nuestro país viajará a la Frontera para dialogar con homólogo del parlamento ecuatoriano y buscar salidas a la crisis.

Clopatofsky se declaró partidario que se reanuden los trabajos de la Combifron porque desde allí se tendrán de manera directa las inquietudes de la frontera y pueden salir también las soluciones.

Fuente Caracol Radio